14 de marzo de 2012

Libertad, decían.

Prefacio: Yo hoy no iba a escribir. Retwiteaba de nuevo la entrada de Escépticos de hoy y aquí pan y en la cama gloria. Pero es que la realidad hay veces que te obliga a cogotazos.

Seguro que también te ha pasado, pero cada vez que de último leo o escucho que algún político pretende defender la libertad lo que realmente está haciendo es recortarla, curioso, ¿verdad? Hace unos días pasó en Valladolid, donde aprobaron una ordenanza de convivencia fascistoide. Pues hoy nos llegá aquí, a la ciudad universitaria y patrimonio de la especulación humanidad (como se les llena la boca con ambas cosas) San Cristóbal de La Laguna.

Titular impactante (a la par que simplista): El Ayuntamiento prohibirá la mendicidad, orinar, escupir y practicar sexo en la calle. Analicemos el "artículo" (original en azul y tal):

Empezamos con el concejal de seguridad ciudadana, José Alberto Díaz, que nos dice que la medida (multar a quienes pidan limosna) busca en La Laguna "erradicar a las mafias que hay detrás de estas prácticas, ya que las personas que de verdad necesitan asistencia son atendidas por los Servicios Sociales".

Los servicios sociales no dan abasto con las personas que en la actualidad requieren ayuda en la ciudad. La gran mayoría de ellas tienen que recurrir a comedores sociales u O.N.G. similares, no al Ayuntamiento; de hecho sé por experiencia personal que si vas a pedir algo te dirán que no hay dinero y que presentes la solicitud, que a lo mejor en unos cuantos meses (sin especificar) recibes alguna ayuda puntual. O eso, o te derivan directamente a dichas O.N.G.

Sí, hay mafias, no lo voy a negar. Pero me temo que esto en concreto forma parte de la mercantilización del casco histórico, de la pretensión de convertirlo en un centro comercial en vez de una ciudad, centro comercial donde, por supuesto, los pobres sobran. A este respecto, no te pierdas la carta Yo acuso y "acoso", carta abierta al alcalde de La Laguna.

...se incluyen prohibiciones tan diversas como la instalación de campamentos –como los del 15-M–, la venta ambulante, las pintadas, la pega de carteles, arrojar colillas de cigarrillos, no recoger los excrementos de las mascotas, usar los parques fuera del horario y atentar contra el mobiliario urbano. "Se trata de marcarnos unas normas de conducta para que todos podamos ser libres respetando la libertad de los demás", resumió el edil.

Qué bonito queda, ¿no? Poder ser libres respetando la libertad de los demás. Pero cuando lo usa un politiquillo de éstos me empieza a entrar el asco, porque como te decía siempre la usan para recortarla. Y vamos a ver, en principio son normas de sentido común y educación, no te digo que no, pero, opero, ¡he llegado a andar 20 minutos con una colilla apagada en la mano sin encontrar una sola papelera!, por poner un solo ejemplo. Brillan por su ausencia en zonas céntricas, como el Cuadrilátero, o no tan céntricas como Los Cárpatos a.k.a. "El Coromoto" (¿o era al revés? Voy a tener que empezar a llamar al barrio por su nombre real, que ya me salen Los Cárpatos hasta cuando hablo en serio), donde vivo.

Y lo del 15-M, la verdad, ¿será que los alcaldes de España(coño) están empezando a cogerle miedo a que la gente piense y debata? Con respecto a Barcelona (y/o Madrid) leía hace un par de años que la gran mayoría de los parques nuevos o recién remodelados se habían diseñado (y dotado o no dotado en mobiliario) para que fuera incómodo al ciudadano reunirse allí. ¡Atención: tienen miedo de que pienses y debatas!, por algo será. Pero seguimos...


Prohibiciones


Sexo y prostitución
Ofrecer o solicitar servicios sexuales retribuidos en la calle quedará prohibido. En especial cuando estas conductas se lleven a cabo en espacios situados a menos de 200 metros de un centro educativo. También estará prohibido practicar sexo en los espacios públicos.

Vaya, no sabía yo que en estos momentos estaba permitido, habrá que aprovechar o algo. ¿Incluye el retribuido con cubatas en bares de copas? Vaya, en medio mismo del Cuadrilátero hay un colegio, ¡se acabaron los aquí te pillo de sábado noche! :-P


Bicicletas y patines
La ordenanza atiende el reclamo de los residentes en el casco, que se quejan del peligro que entraña para los peatones el tránsito de bicicletas y jóvenes en patines por las peatonales. Definirá la velocidad y los lugares por donde podrán circular y las conductas agresivas que podrán ser sancionadas. 

Al igual que los mendigos, ciclistas por las calles peatonales van contra la centrocomercialización. Así que venga, a prohibir, que vayan por donde los coches (La Laguna es de las pocas ciudades tinerfeñas donde es cómodo usar bicicletas, dado que está en gran parte en llano; ¡hasta yo he ido en bici de forma habitual durante varios meses!).


Ruido
Quedará prohibido perturbar el descanso y la tranquilidad de los vecinos con aparatos sonoros, cantos o gritos, entre las 22:00 y las ocho de la mañana, salvo en periodos de fiestas patronales, de barrios, Navidad o Año Nuevo. Del mismo modo, se penalizará a quienes dejen animales en patios, terrazas, balcones o el interior de viviendas que molesten al entorno. Incluso se fijará un horario para jugar a la pelota y otras actividades lúdicas y deportivas que puedan perturbar el descanso del resto de los vecinos. 

¡A las 10! ¿A qué vecinos consultaron, a las Siervas del Señor o a los inquilinos del asilo de al lado? Porque mira que sí, que en mi proceso de abuelización en el que estoy inmerso cada vez me molestan más los ruidos, ¡pero a las 10! Seamos racionales, entre semana una hora prudente podrían ser las 2300 y en fin de semana las 0100, más en estos días en los que debido a que no se puede fumar en los bares y que se tiene cada vez menos dinero, la gente tiende a reunirse con sus amigos cada vez más en casas.

Espera, que entro en modo conspiranoico, ¿será por eso? Conociendo los lazos existentes entre ciertos empresarios de la noche lagunera y el equipo gobernante, pues tampoco me extrañaría: ¡salgan todos a la calle a consumir, hostiayá, que si se quedan en casa mis amigos no me pagan por debajo de la mesa!

En fin, que se están empeñando en cabrearnos y lo van a conseguir, vas a ver... Salud, no se me hagan mala sangre y nos vemos esta noche en el Escépticos, oiganustedes.
Share/Save/Bookmark

2 comentarios:

Lillu dijo...

Lo que tú dices, normas de sentido común demasiado "normalizadas" con no se sabe muy bien qué oscuro propósito. Sobre todo porque luego sólo se sancionará a quienes les parezca y cómo les parezca, sino al tiempo.

Eso sí, a los que escupen por la calle yo los llevaría directamente al paredón, que eso es una guarrada y cuando voy corriendo casi me descoyunto para no pisar los asquerosos salivazos de los demás. Y a los que no recogen los excrementos de sus perros, también.

Sobre lo del sexo en la calle, la de multas que tendrían que haberme puesto en mi época universitaria! XDDD

bsito

exseminarista ye-ye dijo...

¡Por Doraemon, si yo imaginaba que usté era buena y no hacía de esas cosas! Cuanta decepción y tal... XD

Salud y eso y besos.