21 de julio de 2010

Yo no te digo que estafen; tampoco te digo que no lo hagan

Hasta que me mudé a Los Cárpatos solía poner gasolina al coche en cualquiera de las dos gasolineras más cercanas a mi casa, en casi pleno centro de La Laguna y que se publicitan como las más baratas del Municipio. Para evitar posibles problemas (como si alguien fuera a leer esto) no voy a geolocalizarlas ni nada; me limitaré a comentar que una de ellas está situada en la zona de una cruz que no es de madera ni de metal y que su logo es el mismo que le enseñaban a Marilyn Monroe en Con faldas y a lo loco. La otra, sita en una plaza con nombre de virgen que hace milagros era de una petrolera canaria, aunque por lo que se ve se han escindido porque ahora la petrolera es de la Isla. Y hasta aquí puedo leer. Entre ambas la diferencia de precios suele ser mínima, de 0.1 céntimos, por lo que para ahorrar un euro tienes que repostar cosa de 15 años, con lo que acudía indistintamente a cualquiera de ambas.

Actualmente estoy repostando en una que está en mi nuevo barrio (snif snif), justo al salir a la autopista. Ligeramente más cara que las ya mencionadas tampoco es que se pasen dos pueblos, creo que no llega a la diferencia al céntimo. Es de la compañía esa que ha llenado el Golfo de México de petróleo.

Pues bien, siempre había oído rumores de que en la primera, la de la cruz, no servían la cantidad de gasolina que marcaba, sino ligeramente menos. Un día, decidido a comprobarlo (y porque el rendimiento había bajado mucho más que lo que debería para lo que había subido el combustible) reposté en la segunda y al comprobar que en ambos casos recorría la misma distancia, me despreocupé.

Vale, tras repostar en la nueva gasolinera la misma cantidad de litros, realizando el mismo tipo de conducción (urbana, semiurbana, autopista a no más de 90 km/h), llevo realizado un 20% más de kilometraje sin que aún se me haya encendido la reserva; preveo que cuando reposte habré hecho un total del 30% más, mucho más acorde con lo que consumía antes de la última subida de combustible.

Así que que lo sepas; yo no te digo que en las primeras engañen, pero tampoco te voy a decir que no lo hagan. Por lo menos yo no voy a volver a ellas más nunca, vamos hombre, por Doraemon...
Share/Save/Bookmark

6 comentarios:

Lanarch dijo...

Ahí, ahí, servicio público.

exseminarista ye-ye dijo...

Por llamarlo de algún modo :-P

vespinoza dijo...

En el Cárpato una botella de leche es varios céntimos más cara que en el centro, pero la gasolina, LA GASOLINA ES SAGRADA

exseminarista ye-ye dijo...

Vamos, ya te digo, para eso somos una potencia petrolera...

vespinoza dijo...

Y bolivariana :)

exseminarista ye-ye dijo...

Sí mi amol :-P