19 de septiembre de 2009

Cosas que odio

Son muchas e iré desgranándolas de vez en cuando, cuando me surjan. Y acaba de brotar una, a cuenta de algo que no puedo comentar, así que qué sepan que odio profundamente ser el único que sabe algo y odio aún más el no poderlo comentar.
Sé que Herbert decía que el conocimiento es poder, pero odio tener este supuesto poder y, más aún, no poder utilizarlo (tenía que hacer el juego de palabras, era demasiado fuerte para mí).
Pues eso, si me cuentas algo no me digas "pero eres el único que lo sabe, no se lo comentes a nadie más por ahora", lo odio; también lo amo, en tanto en cuanto implica una gran carga de confianza que significa mucho para mí, pero creo que la parte de "lo odio" gana.
Bueno, pues ya sabes que sé algo que tú no*, jajajajajaja.

(*) A no ser, claro, que tú seas tú :-)
Share/Save/Bookmark

No hay comentarios: